lunes, 4 de junio de 2007

LUCAR Y LA CANCHAYA


Realmente patético el reportaje de "Día D", sobre la congresista Elsa Canchaya, convertida en una víctima, pobrecita ella, del dedo acusador de los electores, gracias a la nota hecha por la reportera Andrea Llosa que le dió amplio espacio para que la legisladora llore, haga pucheros y acuse a la prensa de manipular los testimonios, porque ella es y será inocente de toda culpa.

Pero sobre todo, ver a Nicolás Lúcar, convertido en defensor de oficio, blandiendo documentos y defendiendo la posición de la Canchaya, bajo el pretexto que el periodismo debe ofrecer las dos versiones de un caso. Y en efecto, eso que dijo Lúcar es cierto, la prensa debe dar las dos versiones para que los lectores o televidentes saquen sus propias conclusiones; pero Lúcar se olvida que la Canchaya cayó enredada en sus propias mentiras y que "Cuarto Poder" sí dio ambas versiones, sólo que estás se desbarataban por su propio peso.

Peor aún, la nana Jaqueline Simón, convertida de la noche a la mañana en una candidata a congresista, se despachó a su gusto, argumentando que todo este asunto se reduce a un tema de discriminación ¿Pueden creer eso???; y es que la audaz reportera Andrea Llosa es muy buena para hacer crónicas rojas, policiacas y marginales, pero como entrevistadora deja mucho que desear.

Al final, queda el mal ejemplo que sigue siendo Lúcar para el periodismo nacional, tal como él mismo lo dijera, contrito, hace ya algunos años.

2 comentarios:

Manito de cuy dijo...

Verdaderamente al desverguenza de esta Conchaya no tiene parangón en la historia nacional.

Ahora resulta que es una victima de la infamia periodística !!!. Pero que tal cuajo que se maneja esta tipeja. Realmente es peligrosa, por que no tiene ningún empacho en intentar negar lo que, para cualquier persona levemente inteligente, es clarísimo. Con razón tiene algunas denuncias, cuando, como Notaria, ha hecho firmar a los muertos y ha permitido que fallecidos vendan propiedades.

Esta dizque "señora" no solo debe ser desaforada del Congreso sino también debe ser juzgada por todos los delitos cometidos tanto en su función congresal como notarial.

Si algo hay que rescatar en estos tiempos de fragilidad moral, es precisamente el respeto a la verdad. Me pregunto, de qué está hecha esta tipa?. Cómo es posible que mienta tan impunemente y ni siquiera se sonroje?. Es este, el tipo de autoridades que requiere nuestra patria?. Con esta tipeja podremos construir un mejor pais para nuestro hijos?. Por el amor de Dios, esta tipa no debería estar un minuto mas en la calle, debería juzgarsele y mandarla a la carcel al término de la distancia.

MANGA DE SINVERGUENZAS !!!!

QUE SE VAYAN TODOS !!!
QUE SE VAYAN YA !!!


.

Anónimo dijo...

De ese Lucar que se puede esperar. Sin embargo, tengo la certeza de que la Conchaya termine presa, sobretodo por burra.
Solita va a caer!